Las fiestas patronales de Blanca finalizaron ayer con la procesión de su santo Patrón, San Roque, acompañado de cientos de fieles por las principales calles del municipio. La alcaldesa de Blanca, Ester Hortelano, el párroco local, José Rodríguez, y las Reinas de las Fiestas junto a la corte de Damas de Honor, presidieron la procesión que contó, además, con la presencia de la Agrupación Musical de Blanca, que ha participado en todas las novilladas de la Feria Taurina y que ofreció un concierto de música española.

Durante la procesión, el santo es venerado con una gran troná a su paso por la plaza Vícitmas del Terrorismo. Tras la misma, el concierto de Filiu y Cía deleitó a los asistentes en el Parque Municipal que esperaban el castillo de fuegos artificiales que puso fin a las Fiestas de Agosto que han tenido como plato fuerte su tradicional Encierro, declarado de Interés Turístico Regional, y el concierto de Antonio José, al que acudieron más de dos mil personas