La alcaldesa de Blanca, Ester Hortelano, junto al concejal de Deportes, Juan Manuel Molina, ha recibido en el Salón de Plenos del Ayuntamiento a los palistas del Blanca Club de Piragüismo, Eduardo y Pablo, y a su entrenador, Fernando Molina, tras el bronce logrado en la Copa de España de 1000 Metros de Piragüismo, celebrada en Verducido.

Hortelano les dio “una afectuosa enhorabuena” en nombre de todo el municipio de Blanca animándoles a seguir trabajando y realizando este deporte que “tantos éxitos nos ha dado”. Tanto la alcaldesa como el edil de Deportes escucharon atentamente cómo el entrenador les contaba su emoción al saber que habían quedado en tercera posición, ya que fue un final apretado que no se distinguió in situ, sino que fue a través de la televisión donde se pudo ver la consecución de ese tercer puesto.

Para la primer edil blanqueña, este éxito es el resultado de las horas de entrenamiento que los integrantes del Blanca Club de Piragüismo dedican. “Un éxito que refleja el sacrificio que estos chicos, desde tan jóvenes, aplican en su día a día, siendo todo un ejemplo para la sociedad blanqueña” indicó Hortelano tras contarles Eduardo y Pablo que son muchos los días que madrugan para entregar antes de ir al Instituto, entrenando unas 4 horas al día.