El alcalde de Blanca, Pedro Luis Molina, la concejal de Comercio, Ana Belén López, y la técnico de medio ambiente se han reunido, en el día de hoy, con representantes de  los restaurantes, bares y pubs de Blanca para comunicarles las medidas tributarias tomadas por el consistorio y trasladarles el plan de reapertura de las terrazas de los establecimientos de restauración y hostelería de nuestro municipio de cara a la nueva normalidad.

Una de las medidas anunciadas será la ampliación de las terrazas, en función de lo que permita la Ordenanza Municipal, para que puedan mantener la misma capacidad de mesas y sillas que hasta el momento del cierre por la crisis sanitaria del virus COVID-19. Además, se han expuesto las sugerencias de los hosteleros para buscar el lanzamiento de nuevas medidas económicas para ayudar a la reactivación de los locales.

“Quiero mostrar mi compromiso a través de las medidas fiscales y de otro tipo de ayudas que se irán adoptando para contribuir a que la hostelería y restauración de Blanca pueda recupera la actividad lo antes posible”, afirmaba Pedro Luis Molina al término del encuentro.